+56 9 86513704

Agregar "CT Compare" Widget a través de la Apariencia > Widgets > Comparar.

Midiendo el rendimiento de nuestro negocio

Por en Blog con 0 Comments

Cómo medir el rendimiento de nuestro negocio

Un poco de administración para saber si nuestro negocio está bien encaminado o no.

Es importante analizar si nuestro negocio está rindiendo sus frutos o no.

¿Somos corredores de momento o dedicamos el 100% de nuestro tiempo a realizarnos como corredores de propiedades?

Para los que dedicamos el 100% del tiempo al corretaje de propiedades este análisis es fundamental para saber si vamos bien o no en esta carrera por mantener nuestras oficinas operativas.

Lamentablemente esto no se trata de hacer una suma y una resta solamente y si nos queda dinero en el bolsillo es que nos va bien.

Esto es más complejo. Se trata de reconocer en el tiempo si estamos haciendo el camino correcto y si es esperable que nos mantengamos vigentes y con proyección en el futuro a mediano plazo.

Entonces tomemos lápiz y papel y apliquemos la siguiente fórmula:

(Ganancias obtenidas – Inversión)/Inversión

El resultado te dará una visión de cómo va tu negocio grosso modo.

Por ejemplo, si has realizado un negocio que te dejó $ 3.000.000,- y para llevarlo a cabo tuviste que invertir $ 1.000.000,- entonces la fórmula queda:

(3000000 – 1000000)/1000000

El resultado es  200% de rentabilidad.

Esto es considerando los gastos generales, los gastos variables, arriendo, etc., etc.

Sin embargo, si haces un negocio similar cada 3 meses debes considerar que tus costos para producir esos $ 3.000.000,- debes multiplicarlos por 3 por lo que tu rentabilidad baja a un 0%.

Entonces, analiza cómo se comporta tu negocio y proyectalo en consecuencia.

A considerar:

Por lo general una empresa nueva demora entre 2 y 3 años en generar utilidades.

La mayoría de las empresas nuevas bajan sus cortinas antes de 5 años si no son capaces de generar los recursos necesarios para sostenerse.

Solo un pequeño porcentaje de las empresas logran el objetivo de convertirse en empresas consolidadas. Sin embargo, esto no quiere decir que se puedan relajar ya que requieren de un constante renovarse para mantenerse en el tiempo.

El corretaje de propiedades es uno de los rubros en donde el relajo no es posible y la renovación constante es la fuente de energía que proyecta a la empresa en el tiempo.

La misma fórmula nos sirve para medir nuestro propio rendimiento por ejemplo en captaciones respecto de propiedades vendidas o arrendadas.

Es así como:

Si captamos 8 propiedades al mes y vendemos 1 al mes tenemos que nuestra efectividad en venta es de menos 87,5%.  Pero al mismo tiempo la venta representa un 12,5% de las propiedades captadas.

Ojo, una cosa es medir efectividad y la otra es conocer qué cantidad de propiedades captadas vendo o arriendo.

Por ejemplo, si tengo una cartera con 20 propiedades y vendo una propiedad al mes, entonces puedo decir que vendo un promedio de un 5% de propiedades ingresadas a mi cartera. Este parámetro nos permite visualizar que grado de cartera está mal trabajado, por ejemplo, en razón al tiempo que permanecen activas y actuar en consecuencia. En este caso un 95% de la cartera está siendo mal trabajada si están activas más de 3 meses.

¿Qué pasa si la captación es de 8 al mes y la venta es de 1 cada 3 meses? Nuestra efectividad en venta es pésima…un negativo 98,61%.

Pero si medimos nuestro rendimiento comparándolo entre meses distintos, por ejemplo, este mes capté 8 propiedades y el mes pasado 7 decimos que nuestro rendimiento en captación disminuyó un 12,5% con respecto al mes anterior.

O por el contrario. El mes pasado capté 7 y este mes 8 entonces nuestra efectividad en captación aumentó en un 14,29%.

Me parece que es muy importante profesionalizar nuestra actividad y estos son pequeños pasos para lograrlo.

Es importante reconocer donde están nuestras falencias y corregirlas para lograr las metas propuestas.

Acerca del Autor
José Manuel

Ex Alumno de los SS.CC. Padres Franceses Alameda. - Administrador de Empresas con Mención en Finanzas. - Participante en varios seminarios y cursos de Ventas. - 1977 Vendedor de Casas y Departamentos construidos por Ingeniería e Inmobiliaria Agsametal Ltda. - 1979-1981 Coordinador de Ventas de Agsametal para los Conjuntos Habitacionales Los Arcos de La Florida, Departamental, Chesterton y otros. Independiente como Corredor de Propiedades desde 1981. - Inscrito en el Registro de Corredores de Propiedades con el Nº 6063 del Ministerio de Economía Fomento y Reconstrucción en el año 1983. - Entre sus clientes: Constructora AYA, Constructora Ceym, Constructora Salinas, Constructora Las Violetas, Besalco, Fe Grande, Automotores Gildemeister S.A., etc. - Entre sus clientes particulares se cuentan más de 11.000 en el curso de los últimos 33 años. Especialidad en: - Arriendos Amoblados y sin amoblar - Compra, Venta de todo tipo de inmuebles - Administración de Propiedades. - Formación y Venta de Paños para Constructoras - Terrenos, Parcelas y Fundos